News & Press releases

Número de entradas: 99

16
Abril 2013

La nave Voyager 1 de la NASA explora los confines del sistema solar


Entrevista a J. Isern. Artículo escrito por el periodista Josep Corbella de La Vanguardia.
Los datos de la nave ayudan a entender qué ocurre en la periferia del sistema solar | Los científicos quieren llegar a la heliopausa, allí donde acaba la influencia del Sol Ciencia | 16/04/2013 - 00:45h | Actualizada a las 11:17h Imagen de la nave Voyager-1 GYI Josep Corbella- La Vanguardia Barcelona Es la botella al mar que ha llegado más lejos de cuantas ha lanzado la humanidad al gran océano cósmico. Con un mensaje para civilizaciones extraterrestres a bordo, la nave Voyager 1 de la NASA ha llegado a los confines del sistema solar después de más de 35 años de viaje. A la velocidad actual, le harían falta otros 70.000 años para llegar al sistema planetario más próximo. Si alguien algún día la encuentra y contesta, nosotros ya no estaremos aquí para escucharle.

Pero, mientras se alejan, la Voyager 1 y su nave gemela Voyager 2 siguen enviando a la Tierra datos científicos de gran interés, destaca el astrofísico Josep Lluís Ballester, de la Universitat de les Illes Balears. Se están adentrando en territorio inexplorado, por lo que "la información que transmiten es muy valiosa", afirma Ballester. "Por primera tenemos datos obtenidos in situ de esta región para ver cómo es la frontera" entre el sistema solar y el medio interestelar.

La NASA mantiene en el Laboratorio de Propulsión a Chorro en Pasadena, California, un pequeño equipo de ingenieros que sigue en contacto permanente con las Voyager. Gracias a los datos transmitidos por las sondas, el pasado diciembre se descubrió que en la periferia del sistema solar hay una región hasta ahora desconocida donde las líneas del campo magnético solar parecen alinearse con las del espacio exterior. En esta región, que los astrofísicos han llamado la autopista magnética, las partículas cargadas del sistema solar pueden salir a gran velocidad y las partículas del espacio interestelar pueden entrar.

Por el contrario, las Voyager no han encontrado ningún rastro de otra región predicha por la teoría llamada arco de choque, que se esperaba encontrar allí donde las partículas que forman el viento solar impactan contra el medio interestelar. "Son observaciones muy útiles porque es una región muy turbulenta que no conocemos bien y que es clave para comprender mejor la radiación cósmica", explica Jordi Isern, director del Institut d'Estudis Espacials de Catalunya (IEEC).

La meta a la que los ingenieros y científicos esperan que lleguen las Voyager es la heliopausa, la frontera final del sistema solar, allí donde el viento de partículas procedentes del Sol se detiene ante el viento de partículas que vienen del resto de la galaxia.

El 25 de agosto, cuando se encontraba a más de 18.000 millones de kilómetros del Sol (122 veces más lejos que la Tierra), allí donde la estrella ya sólo es un diminuto punto de luz en el cielo, la Voyager 1 detectó un cambio brusco en la intensidad de los rayos cósmicos que vienen del espacio exterior.

El dato, presentado el mes pasado en el congreso de la Unión Geofísica Americana, fue recibido con entusiasmo porque invitaba a pensar que la humanidad había llegado por primera vez a la heliopausa con una nave.

Ante la expectación creada, la NASA aclaró en un comunicado que "el consenso en el equipo científico de Voyager es que la nave aún no ha salido del sistema solar". La Voyager 1 se encuentra en una nueva región, admitió la agencia espacial, pero falta observar un cambio en la dirección del campo magnético como "último indicador crítico para haber llegado al espacio interestelar y este  cambio de dirección aún no se ha observado”. Si las dos Voyager han llegado tan lejos es porque sus misiones se diseñaron para explorar los cuatro planetas gaseosos del sistema solar y sus lunas, que eran gigantes desconocidos cuando se lanzaron las naves en 1977. A diferencia de misiones posteriores, que se han situado en órbita alrededor de Júpiter y de Saturno para explorarlos en detalle, las Voyager sobrevolaron los cuatro grandes planetas y pasaron de largo. Los miles de imágenes que transmitieron de Júpiter, Saturno, Urano y Neptuno cambiaron para siempre la visión que tiene la humanidad del sistema solar exterior. Los grandes hitos de la misión incluyen, entre otros, los volcanes de la luna Io de Júpiter; la superficie helada de la luna Europa, bajo la que parece haber un océano de agua que podría albergar vida; las imágenes en alta resolución de Saturno que han ilustrado libros de texto en todo el mundo; o las turbulentas atmósferas de Urano y Neptuno dominadas por colores azules. Tras sobrepasar la órbita de Neptuno, las Voyager siguieron alejándose del Sol y navegando rumbo al espacio interestelar. “El suyo es un viaje de exploración que aún no ha terminado”, recuerda Josep Lluís Ballester, de la Universidad de les Illes Balears. “Si salen del sistema solar, cruzan la frontera entre la heliosfera [la región del espacio dominada por el Sol] y el espacio exterior, y podemos recibir datos, será un hito muy importante en la historia de la exploración”. Alimentadas por la electricidad generada por la radiactividad de una carga de plutonio 238, las Voyager disponen de combustible suficiente para mantener sus instrumentos operativos hasta la próxima década. La Voyager 1, que sólo visitó Júpiter y Saturno y después ya tomó la salida en dirección al espacio interestelar, resistirá por lo menos hasta el 2025. A la Voyager 2, que se entretuvo visitando además Urano y Neptuno, le queda combustible hasta poco más allá del 2020 y no ha llegado tan lejos. En estas condiciones, los responsables de la misión confían sobre todo en la Voyager 1 para estudiar el paso por la heliopausa y la inmersión en el espacio interestelar. Será un último servicio a la humanidad antes de agotar sus reservas de plutonio, dejar de registrar datos y cortar las comunicación con la Tierra a finales de la próxima década. Después, convertida en nave fantasma, continuará en silencio su viaje al fin de la noche.   Referencia del Artículo: http://www.lavanguardia.com/ciencia/20130416/54371245807/nave-voyager-1-nasa-sistema-solar.html

Leer más: http://www.lavanguardia.com/ciencia/20130416/54371245807/nave-voyager-1-nasa-sistema-solar.html#ixzz2Qd56Ta6W
20
Marzo 2013

La misión Planck presenta sus primeras imágenes del universo primordial, con un nivel de precisión sin precedentes


Los resultados obtenidos logran determinar los parámetros cosmológicos con una precisión del 1%. (Crédito Imagen: ESA - C. Carreau)
  La misión Planck presenta sus primeras imágenes del universo primordial, con un nivel de precisión sin precedentes   ·       Los resultados obtenidos logran determinar los parámetros cosmológicos con una precisión del 1%. ·       Las imágenes obtenidas, que abarcan prácticamente todo el cielo, revelan con detalle exquisito cómo era el Universo durante sus primeras etapas evolutivas, es decir, cuando tenía solo unos 400.000 años de edad.     Barcelona, 20.03.2013 Mañana, 21 de marzo, la Agencia Espacial Europea (ESA) dará a conocer los primeros mapas y resultados cosmológicos del Universo obtenidos por el satélite PLANCK. Estos mapas tendrán una calidad nunca antes conseguida y mostrarán imágenes del Universo más antiguo, cuando este tenía solo unos 400.000 años de edad.   La misión PLANCK es un telescopio espacial lanzado en mayo del 2009 a una órbita a 1.500.000km de la tierra (L2). El telescopio orbita alrededor de este punto denominado lagrangiano, de gran estabilidad, mientras se mueve solidariamente con la tierra en torno al Sol. El telescopio, enfriado a una temperatura record de 0.1 grados por encima del cero absoluto (esto es, a 273.05 grados centígrados negativos), ha estado observando el Universo en ondas de radio milimétricas y submilimétricas para poder mapear las leves variaciones en la temperatura del fondo de radiación cósmica.   El Dr. Pablo Fosalba, cosmólogo del Instituto de Ciencias del Espacio (IEEC-CSIC) y miembro colaborador activo de la misión señala que “Si comparamos la edad actual del Universo con la edad de un hombre adulto, PLANCK ha obtenido el equivalente a una fotografía de gran calidad de su primer día de vida. Gracias a estas imágenes, se podrán acotar los parámetros cosmológicos básicos, algo así como el DNI del universo, con una precisión 10 veces mayor a la obtenida hasta la fecha”.   El grupo de cosmología del Instituto de Ciencias del Espacio (IEEC-CSIC) ha estado involucrado en la misión PLANCK desde sus comienzos en el año 1997. Desde sus inicio, formaron parte del equipo científico del proyecto, centrándose en el diseño y preparación del programa científico de la misión. Posteriormente, se centraron en el estudio de la señal polarizada del fondo de radiación cósmica, así como en la emisión contaminante de nuestra galaxia. El objetivo principal ha sido modelizar en toda su complejidad y riqueza de detalle, las observaciones del satélite PLANCK, para poder así extraer e interpretar adecuadamente toda la información procedente de estas imágenes únicas producidas por la luz proveniente del fondo cósmico de microondas.   El trabajo más destacado de Pablo Fosalba, co-autor de algunos de los artículos que se presentarán mañana, ha sido aportar nuevas evidencias del proceso de formación de grandes estructuras en el Universo estudiando la correlación que existe entre los mapas del fondo de radiación cósmica y los catálogos de galaxias, como el catálogo del Sloan Digital Sky Survey (SDSS). El estudio de esta correlación, conocida como efecto Integrado de Sachs Wolfe (ISW), dio sus primeros frutos en el 2003 cuando el equipo liderado por Pablo Fosalba, y en el que participaron otros miembros del ICE (IEEC-CSIC), Enrique Gaztañaga y Francisco Castander, logró su primera detección utilizando datos del satélite WMAP y los mayores catálogos de galaxias existentes en aquel momento (esto es, los catálogos SDSS y APM).   Este trabajo y otros estudios independientes, que obtuvieron resultados consistentes simultáneamente, fueron reconocidos por la revista Science, en el mismo año, como la revelación científica del año al aportar nueva evidencia de la existencia de energía oscura en el universo. Esta forma de energía, la más cuantiosa en el universo actual según una amplia mayoría de observaciones astronómicas, es responsable de la expansión acelerada del universo, como demostraron en su momento las pioneras medidas basadas en las explosiones de supernovas.   Por ende, mañana la ESA presentará las imágenes de PLANCK que corresponden a los primeros 15 meses de observación y muestran las primeras estructuras que se formaron en el Universo, aquellas que posteriormente dieron lugar a la formación de galaxias que hoy observamos en el cielo. A su vez, dará a conocer los primeros resultados sobre los parámetros básicos cosmológicos, con una precisión del 1%. Estas son unas cotas observacionales sobre el denominado modelo cosmológico estándar nunca antes obtenidas por un único experimento.   Se espera una segunda tanda de resultados para el año 2014, los cuales aportaran como principal novedad el análisis de la señal polarizada del fondo de radiación cósmica. Esta señal, todavía mas difícil y esquiva de medir, promete aportar una información complementaria y crucial para desentrañar la naturaleza del origen del universo.     Referencia:   Nota de Prensa (PDF)
Nota de Prensa oficial de la ESA: http://www.esa.int/Our_Activities/Space_Science/Planck/Call_for_Media_First_cosmology_results_from_ESA_s_Planck_mission Página web del grupo de Cosmología del Instituto de Ciencias del Espacio: http://www.ice.csic.es/view_research_line.php?RID=4     Información de Contacto   Pablo Fosalba Institut de Ciències de l’Espai, ICE (CSIC/IEEC) Email: fosalba@ieec.uab.es   Tel: +34 93 581 43 59     Departamento de Comunicación Científica Institut d’Estudis Espacials de Catalunya (IEEC) Alina Hirschmann: alina@ieec.cat  
12
Marzo 2013

Observar al Cometa PANSTARRS


Hoy y mañana serán los mejores días para al cometa
For those of you that would like to observe the comet PANSTARRS (C/2011 L4), it will become visible tonight, right after sunset. The best days to observe the comet will be the nights of 12-13 of March, according to the Minor Bodies and Meteorites’ ICE (MBM) research group.
If you’d like to observe it, just look towards the west around the Sun’s path and once the Sun has gone down (but the sky is still not completely dark), you’ll be able to spot it close to the moon. On the night of March 12th, it will be towards the upper left corner of the crescent moon and on March 13th, it will be below it. The comet’s tail will be pointing in opposite direction from the Sun.
This map shows the approximate location of the comet in the sky the night of the 12 and 13th of March.
Comet PANSTARRS seen from Barcelona The following link provide the ephemeris for the Montsec Astronomical Observatory (OAdM) location, provided by the MBM research group. Apparently, the best time to see it will be approximately 30 min after sunset.

  • Ephemeris Comet PANSTARRS  (pdf)


Enjoy it and if you see it and take pictures, send them throught email to the Science Communication and Public Outreach department (outreach@ieec.cat)  
06
Marzo 2013

El asteroide de Cheliábinsk ya se había cruzado antes con la órbita de la Tierra


Los últimos datos indican que en el momento de máximo brillo llevaba una velocidad de 18,6 kilómetros por segundo (Artículo del diario El País)
El asteroide de Cheliábinsk ya se había cruzado antes con la órbita de la Tierra Los últimos datos indican que en el momento de máximo brillo llevaba una velocidad de 18,6 kilómetros por segundo "La ventana se encendió. Fue como si toda la ciudad se hubiera iluminado" La noche del asteroide


Madrid 5 MAR 2013

El rastro del paso del asteoide sobre Chelyabinsk el pasado 15 de febrero. / Chelyabinsk.ru / ap El asteroide que estalló en el cielo sobre Cheliábinsk (Rusia), el 15 de febrero, seguía una órbita acercándose al Sol tanto como la distancia de Venus a la estrella y alejándose hasta el cinturón de asteroides, según los cálculos de los expertos que han analizado los datos registrados. El asteroide, que no tenía nada que ver con el que 16 horas después pasó muy cerca de la Tierra (a 27.700 kilómetros de la superficie del planeta), seguramente seguía esa trayectoria desde hace miles de años, cruzándose con la órbita terrestre, apuntan los científicos de la NASA. El superbólido de Cheliábinsk era un asteroide relativamente pequeño, de entre 17 a 20 metros, y entró en la atmósfera terrestre a gran velocidad con un ángulo pequeño. Al chocar con el aire emitió una tremenda cantidad de energía, se fragmentó a gran altura y generó una lluvia de fragmentos de diferentes tamaños que cayeron al suelo como meteoritos, resumen los especialistas del Programa de Objetos Cercanos a la Tierra (NEO) de la agencia espacial estadounidense. El bólido fue detectado por tanto la red internacional de sensores de infrasonidos desplegada en el planeta para vigilar las explosiones nucleares como por los detectores específicos del Gobierno estadounidense en diversos satélites del Departamento de Defensa. Además, numerosas cámaras de vídeo de testigos desde el suelo grabaron la bola de fuego en el cielo. El objeto pasó sobre la frontera de China, Mongolia y Kazajstán, mil kilómetros al sureste de Cheliábinsk, y sobrevoló el norte de ese último país hasta el lugar del estallido y máximo brillo. Todos los datos registrados del fenómeno están ayudando a los científicos a perfilar los detalles del fenómeno. El máximo brillo del superbólido se produjo a 23,3 kilómetros de altura sobre el suelo y su velocidad en ese momento era de 18,6 kilómetros por segundo, con una energía total radiada en equivalente a 90 kilotoneladas de TNT. Pero la energía total del impacto alcanzó las 440 kilotoneladas. "Durante la fase de entrada en la atmósfera, un objeto que impacta resulta ralentizado y calentado por la fricción atmosférica. Delante se forma una onda de choque y los gases atmosféricos resultan comprimidos y calentados", explican los expertos de la NASA en un comunicado. "Parte de esa energía se radia hacia el objeto rompiéndolo en muchos casos. La fragmentación incrementa la cantidad de atmósfera interceptada y, por tanto, se incrementa la fractura y el frenazo atmosférico". La extraordinaria bola de fuego ha sido la más energética que se ha registrado desde 1908, cuando se produjo el estallido de un objeto celeste sobre Tunguska, en Siberia. Los expertos confirman que los meteoritos recuperados en la zona de Chiliábinsk son condritas ordinarias con una densidad típica de 3,6 gramos por centímetro cúbico. La composición y la energía emitida en el estallido permiten a los científicos deducir que el diámetro del asteroide sería de unos 18 metros y su masa, unas 11.000 toneladas. El objeto llegó a la Tierra desde la dirección del Sol, lo que impidió su detección ya que los telescopios de los programas de seguimiento de NEO desde el suelo no pueden observar el cielo tan próximo a la estrella. “Este peligroso evento recuerda a nuestros gobernantes que, para evitar estos sesgos observacionales es preciso implementar sistemas de monitorización de los NEO desde el espacio y apoyar económicamente los ya existentes”, apunta, con preocupación por los recortes actuales en investigación, Josep María Trigo, experto del Instituto de Ciencias del Espacio (CSIC-IEEC). En cuanto al otro asteroide, el 2012 DA14 cuyo paso junto a la Tierra habían anticipado con precisión los científicos pero que solo se había descubierto un año antes, se acercó a nuestro planeta desde una dirección completamente diferente de la que siguió el de Cheliábinsk. Sus órbitas alrededor del Sol eran distintas y, como señala Trigo, “ahora no queda duda de que dinámicamente eran objetos sin ninguna relación”. Además, explican los expertos de la NASA, también la composición de uno y de otro excluyen cualquier relación entre ellos. Los análisis químicos de la luz reflejada por 2012 DA14, realizados por investigadores del Instituto de Tecnología de Massachusetts, indican que su composición sería similar a las de dos grupos primitivos de condritas carbonáceas que poseen abundantes inclusiones ricas en calcio y aluminio en su estructura interna. Sin embargo, los meteoritos recogidos en Cheliábinsk son completamente diferentes, del grupo conocido como condritas ordinarias. Referencia: Artículo en El País - enlace
22
Febrero 2013

Las supernovas aceleran los protones de la radiación cósmica


Entrevista a Daniela Hadasch por el diario Nueva Tribuna.
Las supernovas aceleran los protones de la radiación cósmica   nuevatribuna.es | 18 Febrero 2013 - 13:19 h.
La Tierra recibe constantemente el bombardeo de partículas que golpean las capas más exteriores de la atmósfera. Esta cascada de partículas o radiación cósmica está formada mayormente por protones procedentes de la Vía Láctea que llegan a una alta velocidad y con gran energía. Un estudio internacional con participación de investigadores del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) aporta por primera vez evidencias de que estos protones son acelerados durante las explosiones de estrellas masivas agotadas: las supernovas. Los resultados aparecen publicados en la revista Science. Un artículo en 'Science' confirma el origen de estas partículas que bombardean la Tierra Trabajos anteriores habían sugerido ya que el origen de estos rayos cósmicos se encontraba en los restos de la explosión de una estrella, los denominados “remanentes de supernova”, pero la prueba definitiva era difícil de obtener debido a que estas partículas son desviadas en su camino hacia la Tierra. Los investigadores han dado ahora con la pista definitiva tras cuatro años, de 2008 a 2012, de observaciones con el Large Area Telescope del telescopio espacial Fermi, de la NASA. En concreto, han estudiado los remanentes de supernova IC 433 y W44. Ambos están ubicados en la Vía Láctea, el primero en la constelación de Géminis, a unos 5.000 años luz de la Tierra, y el segundo en la constelación del Águila, a 10.000 años luz de distancia. Huellas en el espectro “Cuando los protones acelerados se topan con el material interestelar, producen otro tipo de partículas denominadas piones, que además son neutrales, y que a su vez se degradan y pasan a convertirse en rayos gamma. El análisis de los datos del espectro de radiación gamma nos ha permitido detectar la huella característica de la degradación de estos piones, la cual conecta inequívocamente la emisión de rayos gamma con los protones acelerados en los remanentes de supernova”, explica la investigadora del CSIC en el Instituto de Ciencias del Espacio Daniela Hadasch. Si el hallazgo tiene importancia es porque hay múltiples procesos en el universo que producen la emisión de rayos gamma. Cuando esta radiación es captada por un telescopio, es complicado distinguir si ha sido causada por protones o electrones de alta energía. Los investigadores esperan ahora determinar cómo se produce exactamente esa aceleración de la radiación cósmica en los restos de las supernovas y cuál es la energía que pueden alcanzar estas partículas.   Rerefencia: Nueva Tribuna - Article
21
Febrero 2013

J. M. Trigo Rodriguez ha sido entrevistado por varios medios de comunicación sobre el meteorito de Rusia y el asteroide 2012DA14


Listado de todas las entrevistas hechas.
15
Febrero 2013

Observar el Asteroide 2012 DA14 con unos simples binoculares


Parece ser que el Asteroide 2012 DA14 no estaría vinculado al meteorito caído esta mañana en los Urales, Rusia.
Observar el Asteroide 2012 DA14 con unos simples binoculares   ·       Nunca antes se había detectado un asteroide pasando tan cerca a la Tierra, desde que existen instrumentos de detección y seguimiento de estos objetos. ·       Parece ser que el Asteroide 2012 DA14 no estaría vinculado al meteorito caído esta mañana en los Urales, Rusia.     Barcelona, 15.02.2013 Esta noche, tendremos el privilegio de poder observar el cuerpo menor que más se ha acercado a la Tierra desde que existen instrumentos y cámaras para detectar a estos cuerpos menores cercanos y monitorizar sus trayectorias.  El Asteroide 2012 DA14 es un objeto de unos 40metros de diámetro, viajando en el espacio a unos 6km/s de velocidad, el cual se acercará a la Tierra a unos 27.000 km de altura sobre la superficie terrestre. De hecho, su trayectoria pasará por medio de la órbita geoestacionaria, poblada de satélites de uso comercial, tales como los de telefonia o GPS. Sin embargo, no se acercará a ninguno de ellos suficientemente para suponer peligro. Para poder observar el evento astronómico, solo hace falta un par de binoculares y saber donde poder encontrar el objeto en el cielo. Pues, esta pequeña roca espacial estará cruzando la constelación de la osa mayor hacia las 22:30h y si el tiempo lo permite, podremos verlo en el cielo como una pequeña estrella de una magnitud +7.5 sobre el fondo estelar (ligeramente inferior a la visible a simple vista). Podrán encontrar adjunto un enlace de las efemérides del asteroide producido por el equipo de investigación de cuerpos menores del ICE, así como un mapa de su trayecto, proporcionado por el Observatorio Astronómico Nacional.   Cabe señalar que este asteroide no está relacionado con el bólido que cayó esta mañana en los Urales, Rusia hacia las 6:00am hora española, según las interpretaciones de Josep Maria Trigo Rodríguez, investigador del Instituto de Ciencias del Espacio (IEEC-CSIC) y experto en meteoritos y cuerpos menores del Sistema Solar. El meteorito ha caído a unos 80km de la ciudad de Satka, provocando daños considerables causados por las ondas expansivas generadas por la fragmentación del cuerpo y ha dejado un cráter de aproximadamente seis metros de diámetro. Es algo inusual ya que un estudio liderado por Trigo-Rodriguez y publicado en la revista científica Monthly Notices of the Royal Astronomical Society (MNRAS) en el 2007, indicó que la caída de un meteorito en Agosto del 2006 sobre Finlandia presentaba una asociación inequívoca con el asteroide 2002 NY40, un cuerpo menor cercano al a Tierra o un NEO (Near Earth Object según sus siglas en inglés). En concordancia con este estudio, las interpretaciones de Trigo, una vez visto los videos del suceso, remarcan que “es un bólido muy lento, de una duración inusual para un bólido, de unos 15 segundos y la velocidad relativa del asteroide 2012 DA14 es lenta (unos 6 km/s), lo que, a primera vista, podría haber indicado una relación, pero habría que estudiar la geometría de las trayectorias para realmente comprobarlo y aparentemente no hay relación”. El meteorito caído en Rusia no se detectó porque su tamaño era demasiado pequeño y los telescopios y cámaras de seguimiento de estos objetos cercanos a la Tierra no detectan objetos menores a 10 metros de diámetro. Ahora bien, las últimas declaraciones han descartado cualquier vínculo entre ambos objetos. Michael Khan, del Flight Dynamics de la Agencia Espacial Europea (ESA) ha analizado la geometría de las trayectorias de ambos cuerpos y ha confirmado que no coinciden y por ende provienen de eventos diferentes. Esta teoría también ha sido secundada por Donald Yeomans del Jet Propulsion Laboratory (JPL).       Informació de Contacto:  
Josep Maria Trigo Rodríguez Institut de Ciències de l’Espai, ICE (CSIC/IEEC) Email: hernanz@ieec.uab.es Tel: +34.93.581.47.78   Departament de Comunicación Científica Institut d’Estudis Espacials de Catalunya (IEEC) Alina Hirschmann Email: alina@ieec.uab.es       Referencia:   Efemérides del asteroide 2012 DA14:   http://www.ice.csic.es/research/Marco_Polo-R_2013/NEOs/Ephemeris_%202012DA14.pdf       Figura: Trayectoria del asteroide 2012 DA14 por el cielo nocturno. Crédito:  Observatorio Astronómico Nacional - http://medea.oan.es/servidorEfem/rss/2012DA14_Madrid.png                        
14
Febrero 2013

La Vanguardia: Un asteroide de 50 metros rozará la Tierra el viernes


J.M. Trigo Rodriguez entrevistado por el diario La Vanguardia
REF: La Vanguardia - 12.02.2013
Autor: Marta Solís Torres


Este viernes, el asteroide 2012DA14 pasará por su punto más próximo a nuestro planeta, convirtiéndose en la aproximación más cercana hasta el momento de un asteroide conocido. La NASA ha descartado cualquier probabilidad de impacto contra la Tierra y considera improbable un choque con un satélite artificial. Jaime Nomen, miembro del equipo descubridor y director del Observatorio Astronómico de Mallorca (OAM), destaca que aunque este asteroide no generará ningún peligro, “es el objeto con capacidad de destrucción local que se acerca más a nuestro planeta de todos los conocidos”.

“La posibilidad de error en los cálculos es casi imposible en este caso, el asteroide está bien observado y su órbita se conoce suficientemente bien”, confirma Montse Campàs, astrónomaymiembro de la agrupación astronómica Aster. En el hipotético caso que el asteroide impactara contra la Tierra, los resultados serían devastadores a nivel local. “Se produciría una bola de fuego similar a la que se ocasionó en Tunguska, en Siberia, en 1908ypodría destruir perfectamente una ciudad como Barcelona”, deduce Josep Maria Trigo, investigador del Institut de Ciències de l'Espai (CSIC-IEEC). Este objeto espacial es, aparentemente, un cuerpo rocoso irregular de unos 50 metros que viaja a una velocidad de más de6 kilómetros por segundo.

El asteroide fue descubierto la noche del 22 de febrero del 2012 en la estación La Sagra Sky Survey, en Granada,plenamente dedicada a la vigilancia del entorno espacial de la Tierrayvinculada a la empresa aeroespacial Elecnor Deimos y al Observatorio Astronómico de Mallorca (OAM). El asteroide 2012DA14 pertenece al grupo de los Objetos Próximos a la Tierra, técnicamente conocidos como NEOs (del inglés Near Earth Objects), que son todos aquellos asteroides que se acercan a la Tierra por su parte exterior a menos de 50 millones de kilómetros. “Actualmente se conocen cerca de 6.000 NEOs, de los cuales 750 poseen un diámetro superior a un kilómetro”, afirma el científico Josep Maria Trigo.

Este cuerpo rocoso es un NEO tipo Apollo; es decir, un asteroide que pasa más tiempo por la parte exterior de la órbita de nuestro planeta que por la interior. De hecho, este cuerpo rocoso tarda un día más que la Tierra en recorrer su trayectoria alrededor del Sol. No obstante, su paso cercano a la Tierra este viernes variará su trayectoria y propiciará un nuevo récord de aproximación a nuestro planeta hacia el año 2040.

El origen de los asteroides se remonta al nacimiento del Sistema Solar, ya que estos cuerpos forman parte del material con el que se constituyeron los planetas. “En el pasado, los asteroides eran mucho más numerosos y los impactos más frecuentes. Ahora sólo quedan aquellos que aún no han colisionado con ningún planeta”, sintetiza la astrónoma Montse Campàs. La NASA ha destacado la gran oportunidad que supone la investigación de este asteroide para la ciencia. “Aún desconocemos su naturaleza exacta. Si se tratará de un objeto de naturaleza primitiva podría aportar información muy valiosa sobre el origen del Sistema Solar y de la Tierra”, declara Josep Maria Trigo.

En Catalunya, el asteroide 2012DA14 podrá verse este viernes a partir de las 22.30 h, cuando paseaunos 27.000 kilómetros de la superficie terrestre, desplazándose hacia el norte. La NASA ha explicado que la magnitud del asteroide no permite que se pueda ver a simple vista, pero ha indicado que el punto de luz, su aparente aspecto, sí podrá observarse con unos prismáticos ocon un telescopio de aficionado.




Trayectoria del asteroide 2012DA14 entre la óribta geoestacionaria y la superficie de la Tierra
Referencias
  • Artículo de La Vanguardia (PDF)
Otras referencias:
- Artículo Zoom News

- Artículo Levante - El Mercantil Valenciano
13
Febrero 2013

El asteroide 2012 DA14 no impactará en esta ocasión contra la Tierra


Pasará a "sólo" unos 34.000 kilómetros de la Tierra el próximo 15 de febrero.
Sáb, 2013-02-09 06:05 El asteroide 2012 DA14 no impactará en esta ocasión contra la Tierra
  • Pasará a "sólo" unos 34.000 kilómetros de la corteza terrestre el próximo 15 de febrero
  • Fue descubierto por científicos españoles del Observatorio Astronómico de Mallorca
  • Los expertos descartan un impacto sobre la Tierra, pero es posible en un futuro
  • La periodicidad con la que caen asteroides de estas dimensiones es de uno por milenio
  • Alicia Rodríguez (ZoomNews)
    En el mes de enero fue Apophis el que quitó el sueño a más de uno. Ahora, un nuevo asteroide se aproxima a la Tierra y está previsto que pase a unos 34.000 kilómetros de la corteza terrestre el próximo 15 de febrero. Su nombre no es tan poético, 2012 DA14, y su tamaño es una séptima parte que el anterior, pero no debe subestimarse: de impactar contra el planeta podría llevarse por delante media provincia de Barcelona. "Se trata de un asteroide NEO, es decir, próximo a la Tierra, cuya órbita ocasionalmente lo lleva a aproximaciones cercanas como la que ocurrirá el próximo viernes", explica el doctor Josep M. Trigo, científico titular del Instituto de Ciencias del Espacio (CSIC-IEEC). "De hecho, es un asteroide catalogado como potencialmente peligroso aunque sus dimensiones son relativamente moderadas", añade Trigo. El asteroide 2012 DA14 fue descubierto por científicos españoles del Observatorio Astronómico de Mallorca La National Aeronautics and Space Administration (NASA) lleva estudiando el asteroide un año, gracias al descubrimiento de los científicos del Observatorio Astronómico de Mallorca (OAM) en febrero de 2012 desde la estación robótica de La Sagra, en Granada. Según el cálculo original, este hallazgo español nos visitará sobre las 19:30 horas pasando, presumiblemente, por debajo de las órbitas de los satélites estacionarios de comunicaciones. La NASA ha descartado un escenario catastrófico y Carlos de Torres, presidente de la Sociedad Astronómica de España y América (SADEYA), asegura que no existe ninguna posibilidad de que el asteroide choque contra la Tierra a medio plazo. "Para eso tendría que pasar a menos de 7.000 kilómetros de distancia", apunta. Sin embargo, los estudios no descartan un impacto en el futuro. Una cuestión de tamaño "La NASA ha establecido una frontera que estipula que los bólidos con riesgo grave, aquellos que sí impactan sobre la superficie formando cráteres, son los de más de 50 metros de diámetro", explica De Torres. El asteroide 2012 DA14, con un diámetro de 40 metros, estallaría al entrar en la atmósfera, dando lugar a una explosión equivalente a una bomba de 6 a 10 megatones. "La periodicidad con la que caen este tipo de asteroides es, más o menos, de uno por milenio", apunta Josep M. Trigo. Efectos que dejó en la región de Tungaska (Siberia) el impacto de un asteroide en 1908 Los expertos coinciden en comparar los efectos que tendría la colisión de 2012 DA14 con el impacto del bólido de Tungaska, en Siberia, en el año 1908. La explosión incendió y abatió los árboles de un área de más de 2.000 kilómetros cuadrados. "Durante días, la luz de las partículas que quedaron en la atmósfera permitían leer de noche incluso en Londres", señala el presidente de SADEYA. El asteroide que tanto se aproximará el viernes a la Tierra, podría en un futuro producir una bola de fuego similar a la que tuvo lugar en Siberia y, si cayera en una zona poblada, tendría efectos regionales importantes. "Cada cien años entra en la atmósfera un bólido de estas características, pero lo lógico es que caiga sobre una zona despoblada o en el océano", tranquiliza De Torres. Por otro lado, los asteroides más pequeños, de hasta 10 metros de diámetro, chocan con la atmósfera de nuestro planeta con bastante frecuencia. "Generan fuentes de calor equivalentes a una bomba atómica. El que cayó en Sudáfrica en 2009 es uno de los más intensos", señala De Torres. En aquella ocasión, las cámaras de tráfico de la autopista grabaron cómo caía este bólido de unos 13 metros de diámetro. "Los impactos con rocas desprendidas de estos asteroides son muy habituales. En lo que va de 2013 sólo en España se han registrado ocho bolas de fuego que, en ocasiones, producen meteoritos", explica Trigo. En este sentido, la Red Española de Investigación sobre Bólidos y Meteoritos elabora una lista con datos desde 1999. Los asteroides destructivos rondan los tres kilómetros de diámetro. La probabilidad de impacto es una por cada 65 millones de años Apophis, que el pasado 9 de enero se aproximó a nuestro planeta, tiene unos 300 metros de diámetro y generaría una bomba de 1.000 a 2.000 megatones si colisionase contra el planeta, provocando importantes efectos globales. "Pero un bólido como Apophis cae cada 10.000 o 20.000 años", apunta De Torres. Los grandes asteroides, los destructores, rondan los tres kilómetros de diámetro y su impacto contra la Tierra provocaría fenómenos geológicos y acabaría con las formas complejas de vida como la humana. "No sobreviviría ningún animal de más de 25 kilos", advierte De Torres. La probabilidad de que se den este tipo de impactos, recuerda el presidente de SADEYA, es de una por cada 65 millones de años. El próximo viernes, el periodo orbital del asteroide se recortará en unos 317 días. "El 2012 DA14 pasará de ser un NEO de la familia Apolo a convertirse en un Atenas, que poseen generalmente una órbita inferior a la de nuestro planeta. Por ello, sus futuras aproximaciones a la Tierra seguirán un patrón diferente y deberán estudiarse con cuidado", señala Josep M. Trigo. Referencia: ZoomNews - enlace al artículo
    05
    Febrero 2013

    Oferta de empleo:Posición Posdoctoral en astrofísca y exoplanetas


    Fecha de inicio en mayo-junio de 2013. Contrato de un año con posibilidad de renovación por 3 años, dependiendo de la disponibilidad de fondos.
    Applications are invited for a Postdoctoral Research Assistant position to work with Dr. Ignasi Ribas at the Institute of Space Studies of
    Catalonia (IEEC-CSIC) in Barcelona. The successful candidate will participate in a project aimed at understanding the impact of stellar
    activity on the detection and characterization of exoplanets. The project will employ both observations and modeling techniques to
    investigate all the different aspects of stellar magnetic activity and their impact on both precise radial velocities and photometry. The
    results will have direct application to the CARMENES instrument and the EChO mission in which the team is involved. The proposed work will
    benefit from direct access to a variety of telescopes and instruments in the ESO sites, Canary Islands (GTC, HARPS-N) and Calar Alto, as well as to data from ESA missions.

    The position will be initially a one-year appointment but can be extended up to a total of 3 years depending on the availability of
    funds. A starting date in May-June 2013 is foreseen. A PhD in Astrophysics or a related field is required. Research experience in the
    field of stellar activity, precise photometry and spectroscopy, as well as good computational skills will be valued. Applications should include
    a CV, a publication list, a summary of previous and current research (max 3 pages) and be submitted electronically in PDF format to I. Ribas
    at iribas@ieec.cat. Applicants should also arrange for two letters of reference sent by the referees directly to the same contact. Review of
    applications will begin in April 1, 2013 and will continue until the position is filled.
    Institute of Space Sciences (IEEC-CSIC)

    Campus UAB, Carrer de Can Magrans, s/n
    08193 Barcelona.
    Phone: +34 93 737 9788
    Email: ice@ice.csic.es
    Website developed with RhinOS

    Síguenos


    An institute of the Consejo Superior de Investigaciones Científicas

    An institute of the Consejo Superior de Investigaciones Científicas
    Affiliated with the Institut d'Estudis Espacials de Catalunya

    Affiliated with the Institut d'Estudis Espacials de Catalunya